Remedios Caseros para la tos

0
1141
remedios caseros para la tos

La tos cuando se presenta en nuestro cuerpo sufrimos por todos los males que consigo trae, pero antes de hablar sobre los remedios caseros para la tos, necesitamos saber debido a que se produce la tos, cuales son los tipos de tos y sobre todo un tratamiento efectivo para combatirla.

¿Porque se produce la tos?

Es importante para tu salud y prevención conocer qué es la tos, antes de tomar cualquier a de los remedios caseros para la tos ya que en algunos casos asociadas a trastornos o a enfermedades, constituye una manera importante de tener las vías del sistema respiratorio despejadas. Son muchos los tipos de tos que existen asociados a diferentes causas, ya sea que contengas flema, infección o tos seca.

Por lo general el síntoma generalizado de la tos no debería exceder unos parámetros normales de tiempo, dentro de la cual entra la división de tos crónica o aguda donde esta última se asocia por lo general a un resfriado, virus o gripe y no debería durar más de 3 semanas. Ya cuando se trata de crónica o sub-aguda trasciende hasta más de 8 semanas según sea el caso.

Conocer qué causa la tos ayudaría también a determinar de qué manera se puede afrontar tanto con medidas que tome la persona como con ingerir una serie de medicamentos que ayuden a eliminar los síntomas. Lo que generalmente hace que llegue la tos a tu cuerpo se asocia con gripes, resfriados, alergias nasales, asma, goteo post nasal o infecciones en el sistema respiratorio.

Otras causas que se originan con menor regularidad se deben a consumir medicamentos para enfermedades crónicas como hipertensivos, enfermedades por reflujo gástrico, consumo de cigarrillo y en el peor de los casos como producto y manifestación de un cáncer de pulmón.

Determinar el origen de la tos es posible, sin embargo puede deberse a una razón en específico o a un cúmulo de estas. Se manifiesta cuando bacterias, polvo, alergias o un virus irrita las terminaciones nerviosas del sistema respiratorio, lo que está constituido entre los pulmones y la garganta. La mejor manera que el cuerpo humano ha encontrado para dejar salir sustancias que considera tóxicas o limpiar ese tracto respiratorio que se encuentra afectado.

La tos es asociada con un proceso eventual, no es un síntoma que se presente con demasiada frecuencia por lo que se le relaciona con enfermedades que no son de gravedad, sin embargo, no es del todo cierto ya que existen molestias de tos que se deben a enfermedades muy severas y que muestran como único malestar el hecho de toser como algunos casos de cáncer de pulmón o de esófago.

Todas las personas en algún momento de su vida han tenido tos, por lo que las personas están acostumbradas a ir a la farmacia directo a auto medicarse en vez de acudir con un especialista que establezca las causas reales de donde se origina esta tos. Además, no es necesario tener un tratamiento industrializado para erradicar esta molestia de la garganta, existen un sinfín de remedios naturales para la tos que son incluso más efectivos que los comerciales porque se basan en alimentos o sustancias provenientes de la naturaleza.

Causas de la tos

garganta
El dolor de garganta es algo que la tos provoca.

Las razones de la tos se pueden deber a muchas causas, las cuales son importantes que sepamos identificar:

1. Goteo Post nasal:

El goteo post nasal es el goteo de mucosidad por la garganta que se genera tras una alergia o resfriado común. Es una tos que suele ser muy molesta por el cosquilleo e incomodidad que genera en la garganta. Una forma de ayudar a su tratamiento es realizar lavados de solución salina para liberar la mucosidad en la nariz.

2. Asma:

Una enfermedad que genera tos de tipo seca junto con un silbido característico de esta enfermedad, surge por la inflamación de las vías respiratorias y suele empeorar con las bajas temperaturas o en las noches.

3. Causado por el reflujo gástrico:

El reflujo es completamente ácido por lo que su contacto con la garganta y esófago irrita automáticamente, se supone que los alimentos pasan por esta vía hacia el estómago y que existe un esfínter gástrico que no permite que el alimento se devuelva pero cuando se padece de enfermedades como gastritis es común que este reflejo no funcione adecuadamente liberando el flujo ácido. Se hace más notable y abrasivo cuando existe la presencia de la bacteria Helicobacter pylori.

En general son muchos los factores ambientales, bacterianos y enfermedades que pueden infringir en que se produzca la tos en sus diferentes tipos. Lo importante es saber cómo tratarlo de acuerdo a los síntomas que presentan, de manera eficiente con medicación apropiada tal como los múltiples remedos naturales para la tos que con consumirlos de manera apropiada podrás prevenir, aliviar y erradicar los síntomas de tu cuerpo.

Lee también:

Gripe sus síntomas y 8 remedios naturales

Tipos de tos más frecuentes

La tos se presenta por tantas causas muy variadas, igualmente la forma en la que se presenta es totalmente particular. De esta manera se puede hacer una división entre los diferentes tipos de tos según los síntomas que presenta.

La tos puede ser sutil y casi asintomática como también puede ser un malestar insoportable. Es un mecanismo del cuerpo sumamente útil para defender el cuerpo. Una de las razones por las que nuestro cuerpo hace esto es para no permitir que la suciedad, polvo o alguna sustancia no deseada acuda directo a los pulmones, es la tos entonces ese filtro que permite cuidar a nuestro organismo de las bacterias. Hacer la acción de toser despeja al sistema respiratorio de esas secreciones o cuerpos extraños que son necesario rechazar.

Las categorías principales de la tos son: tos seca y tos con flema (productiva) según sus síntomas, si nos basamos en la duración es tos aguda, tos crónica y tos ferina. Conocer qué tos posee usted le ayudará a conseguir el tratamiento adecuado para erradicarla de su cuerpo.

Tos con flema o tos productiva:

Se refiere al tipo de tos que contiene flema o moco en las vías respiratorias ya sea garganta, nariz o pulmones. Es generada por infecciones respiratorias, gripe común o por resfriados, su origen inicia en los pulmones y luego mediante la tos esa congestión intenta ser expulsada hacia la parte exterior del cuerpo pasando así por la garganta. El cuerpo intenta sacar la sustancia de la flema por lo que aparece la tos fuerte que intenta hacer que esta secreción desaparezca.

Tos seca:

Conocida también como tos no productiva, recibe este nombre porque no genera flema o moco. Este tipo de tos se desarrolla cuando existe inflamación previa de la garganta o de las vías respiratorias en general y el cuerpo como mecanismo de defensa forma secreciones que deben ser expulsadas generando la tos seca como resultado de la irritación. Se origina por ingerir cigarrillo, alergias, infección de senos paranasales, reflujo ácido estomacal o uso de algunos medicamentos.

Tos aguda

Sucede luego de tener un resfriado, bronquitis, gripe o alergias. Recibe este nombre de acuerdo a su duración en el cuerpo, el cual responde a que no debería permanecer por más de tres semanas para que sea denominada aguda.

Tos crónica

Como resultado de alguna infección o virus se registra una tos que excede las 3 o 4 semanas por lo que pasa a ser una tos crónica.

Tos ferina

Es el tipo de tos más delicado y el que merece mayor cuidado ya que se trata de una molestia que es contagiosa y que particularmente para los bebés menores de 6 meses puede ser riesgosa. Razón por la que existen vacunas y métodos de prevención en contra de ella.

Tratamiento para la tos

El tipo de tratamiento para cualquiera de los tipos de tos que hemos mencionado variará siempre según cada uno de los síntomas, no todas pueden ser tratadas de la misma manera. Por lo general la tos con flema necesita expectorante que ayude a desalojar la flema de las vías respiratorias, emplear este tipo de tratamiento contribuye a hacer el moco más fluido y que a través de la tos salga del cuerpo progresivamente.

Si se trata de una tos seca el tratamiento es diferente ya que requiere lubricación en la zona afectada y tratamientos supresores de esta enfermedad. Esto ayudará a adormecer la garganta y de esta forma eliminar la urgencia de toser con mucha regularidad.

Esta dolencia se presenta como un reflejo involuntario que desempeña la glotis principalmente, esta se contrae hasta cerrarse y por la falta de aire que se presenta en los pulmones el cuerpo busca las maneras de abrir este ducto. Médicamente constituye una contracción del diafragma la apertura de la glotis y la expulsión de aire hacia el exterior produciéndose así este síntoma.

8 remedios caseros para la tos

Te presentaremos tratamientos alternativos, ecológicos, económicos y totalmente eficientes que han sido probados durante años arrojando resultados beneficiosos para la persona aquejada por esta molestia, algunos de estos remedios para curar la tos son:

1. El jarabe de miel

miel
La miel tiene grandes beneficios de alivio

Uno de los remedios caseros para la tos es el jarabe de miel. Recordemos que una de las propiedades más importantes que contiene la miel es que además de su delicioso sabor es considerada como un expectorante natural lo que hará que sea totalmente efectivo para tu tos. Es el tratamiento predilecto para molestia de garganta o algún tipo de tos. La forma de ingerirla se basa en hacerlo directamente en la zona afectada o hacer una especie de jarabe constituido por aceite de coco, jugo de limón y miel que al tomarse al menos dos veces al día erradicará los síntomas.

2. Baños de agua caliente

Los baños de agua caliente son muy efectivos

El calor es muy beneficioso para la tos, en especial cuando está relacionada con resfriados o gripe. El vapor resultante del agua suaviza tus vías respiratorias para eliminar la congestión nasal que no te permite respirar adecuadamente. Hazlo en un lugar cerrado donde puedas concentrar el vapor.

3. Gotas de mentol

Existe en presentaciones comerciales y de forma natural servirá encontrar un poco de mentol o sustancia mentolada que al aplicarse en la garganta brinda la sensación de adormecimiento en la zona afectada para evitar ese reflejo que se produce con la tos.

4. El jengibre

jengibre con limon
Jengibre con limón

La mayoría de las personas conocen esta raíz por estar asociado al cuidado de las enfermedades respiratorias, y es considerada una planta muy efectiva como remedios para la tos. Son muchas las propiedades que contiene que se asocian con la prevención y alivio de diferentes dolencias pero en particular se le conoce por tener propiedades descongestionantes y antihistamínicas. Para consumirlo existen muchas maneras, la mejor de ella es a través de una infusión que se realiza hirviendo agua a fuego lento junto con rebanadas de jengibre, para finalizar se le agrega miel y limón lo que no solo le brinda un sabor muy agradable sino que también son elementos expectorantes.

5. Tomar grandes cantidades de líquido

agua
Beber agua es muy saludable

Existen muchas maneras de brindarle líquidos a tu cuerpo, ya sea en jugos, té o infusiones que serán buenos para aliviar la resequedad que se genera en la garganta por la tos. Igualmente cuando se trata de tos con flema el hecho de tomar líquidos contribuirá para despejar las vías y aflojar la flema para que puedan salir con facilidad eliminando la tos.

6. Un té de pimienta negra y miel

De acuerdo con el consejo anterior, existen diversos tipos de té que ayudan a la gripe. Pero existen algunos que contienen ingredientes destinados para ayudar con este malestar o incomodidad en la zona respiratoria. Cuando se trata de una tos húmeda, incorporar la pimienta negra y la miel en un té estimulará la circulación de la flema para que salga por los canales regulares ya sea la boca o la nariz, además alivia la resequedad que genera la tos. Al igual que las demás infusiones se realiza tras hervir agua junto con una cucharadita de pimienta fresca y dos cucharadas de miel. Cocinar a fuego lento, apagar, dejar reposar y verter en un envase para su consumo preferiblemente tibio, éste es uno de los remedios caseros para la tos muy efectivo.

7. Té de tomillo

Es un ingrediente asociado al cuidado de las vías respiratorias cuando se registran infecciones o enfermedades que ocasionan la tos. Las hojas de esta hierba relaja los músculos de la tráquea y reduce la inflamación que produce la tos. Para prepararlo solo debes hervir agua junto con las ramas de esta planta. Para finalizar incorporar limón o miel que mejora el sabor para que no tenga la consistencia de remedio.

8. Chupar un limón

limon
El limón es extraordinario para éstos casos.

Ingerir limón ayuda a erradicar la molestia causada por la tos. Esta se puede hacer añadiéndole al limón pimienta, sal y chuparlo hasta agotar su zumo.

Cuál de todos éstos remedios caseros para la tos has probado? Tienes algún favorito?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.